Museo de la Evolución HumanaMuseo de la Evolución Humana

Museo de la Evolución Humana

Obra

El Museo de la Evolución Humana (MEH), ubicado en Burgos, España, fue diseñado por Juan Navarro Baldeweg y es uno de los museos más visitados de Castilla y León desde su inauguración en 2010. El museo en cuestión es la pieza central del Complejo de la Evolución Humana y el edificio ha recibido más de 40 premios de carácter nacional e internacional.

Historia

Inaugurado el 13 de julio de 2010, el museo se sitúa en el solar que antaño albergó el convento de San Pablo de Burgos. Desde su apertura se ha convertido en el museo más visitado de Castilla y León y aproximándose al décimo más visitado en España. El proyecto surge de la necesidad de preservar, inventariar y divulgar los restos arqueológicos de la Sierra de Atapuerca. Se posiciona como un referente internacional en el proceso evolutivo del hombre, abordando aspectos ecológicos, biológicos y culturales en una secuencia cronológica.

Concepto

El MEH busca replicar la Sierra de Atapuerca en la ciudad y en este intento se plantea el acceso mediante una rampa que supera cinco metros de desnivel. Esta elevación incluye vegetación autóctona descendiendo en terrazas hasta llegar al río Arlanzón. Desde el acceso elevado, se crea un mirador al centro histórico. El edificio, con paredes de cristal, ofrece continuidad visual con el entorno, siendo una «caja de luz» transparente como reclamo visual para el transeúnte.
Cuatro módulos inclinados con vegetación preservada refuerzan la representación de la Sierra. Secciones longitudinales imitan cortes de la trinchera del ferrocarril minero, revelando restos de cuevas. El museo, un prisma norte-sur de 30m de altura, 60 de ancho y 90 de fondo, crea un espacio diáfano y luminoso. Una doble piel de vidrio en las fachadas y la cubierta permite luz cenital, con aspas de acero rojo como soporte simbólico.

Programa

El MEH, como parte del Complejo de la Evolución Humana, no solo alberga exposiciones permanentes en cuatro plantas, sino que también incluye salas de talleres, un salón de actos y zonas de servicios. El contenido del museo se organiza de la siguiente manera:
Planta -1: Núcleo del museo, exhibiendo el complejo arqueológico-paleontológico de los yacimientos de Atapuerca.
Planta 0: Dedicada a la teoría de la evolución de Darwin y la historia humana, con reproducciones hiperrealistas de antepasados y la popa del HMS Beagle.
Planta 1: Explora funcionalmente las similitudes y diferencias con los cazadores-recolectores de hace 9000 años, repasando hitos culturales.
Planta 2: Recreación de los ecosistemas fundamentales de la evolución humana, desde selvas hasta la tundra-estepa de la última glaciación.

Descripción

Rodeado por el Centro Nacional de Investigación al este y el Palacio de Exposiciones y Congresos al oeste, el museo ocupa el lugar central y se conecta mediante hendiduras que permiten la entrada de luz, evocando la trinchera del ferrocarril de la Sierra de Atapuerca.
Cado de uno de los edificios presenta una fachada distinta: el museo exhibe celosías romboidales rojas, el Centro Nacional de Investigación utiliza paneles verdes y el palacio incorpora una doble piel de perfiles y chapa roja y blanca con un diseño abstracto.
El complejo crea una ladera artificial que desciende hacia el cauce, elevando el acceso cinco metros para proporcionar vistas despejadas de la catedral burgalesa. Además, en el interior del museo, se recrea abstractamente el paisaje de Atapuerca mediante secciones de suelo protegidas por una cubierta transparente de aluminio y cristal, similar a un gran invernadero.
Los «desfiladeros» entre los prismas del museo sirven para presentar aspectos geológicos y paleontológicos del yacimiento, reproduciendo la experiencia espacial de las excavaciones y los estratos del territorio. Tres niveles, unidos por rampas, exhiben objetos e instalaciones de manera convencional. La estructura del edificio, hecha de hormigón y mixta de acero y hormigón, se expone con rotundidad en el exterior. El cerramiento combina vidrio transparente y opaco, paneles de chapa de colores y piedra de tono ámbar, otorgando al conjunto un aspecto distintivo y moderno.

Museo de la Evolución Humana (MEH)

Arquitecto:
Juan Navarro Baldeweg

Ubicación:
Burgos, España

Promotor:
Junta de Castilla y León

Año:
2006-2010

Superficie:
13,400 m2

¿Tienes información, imágenes o planos sobre este edifcio?

Escríbenos a info@archxde.com

Obras relacionadas

{acf_obras_relacionadas}

Bibliografía

Otras obras de Juan Navarro Baldeweg

¿Echas algo de menos?

Si te interesa algún arquitecto u obra, haznoslo saber a través del formulario.

Si te interesa el Pack deja tu correo

Estamos haciendo unos ajustes

Preparar este contenido lleva muchas horas de trabajo, si vemos que suficiente gente está interesada remataremos los úlitmos retoques.